Dios y el Big Bang

DIOS Y EL BIG BANG

-Yoel Kesep 06/10/2020

 

Descarga PDF: http://www.mediafire.com/file/bbj00svv8rfmf6j/DiosBigBang.pdf/file

1- INTRODUCCIÓN
2- ATEOS Y EL UNIVERSO
3- LEMAîTRE Y EL BIG BANG
4- ATEOS CONTRA LEMAîTRE
5- EL BIG BANG NATURALISTA
6- UN EX-ATEO Y EL BIG BANG
7- CONCLUSIÓN

 

1- INTRODUCCIÓN

Tanto los judíos como los cristianos han enseñado la «Creatio Ex Nihilo» [1] lo cual es una doctrina que enseña que Dios creó el universo sin materiales pre-existentes, Dios creó la materia y luego con ella formó el universo, la Creatio Ex Nihilo fue promovida por el legendario filósofo cristiano Tomás Aquino. [2]

Los antiguos griegos consideraban que el universo era eterno [3] y siglos después, los ateos europeos ni cortos ni perezosos plagiaron las ideas griegas para oponerse al cristianismo, después de todo, si el universo es eterno entonces siempre ha existido, y si siempre ha existido, el universo no necesita de un Creador.

Lemaître fue un sacerdote y astrofísico belga [4] que basado en la relatividad de Einstein demostró que el universo no es eterno ya que tuvo un inicio, Lemaître desarrolló una teoría sobre el inicio y expansión del universo, su teoría se conoció como «El Big Bang». Y aunque la teoría del Big Bang fue desarrollada por un cristiano, en tiempos recientes los ateos han tratado de secuestrarla para negar a un Creador.

Pero el Big Bang desde una posición atea es insostenible [5] en realidad, el Big Bang solo tiene sentido desde el teísmo. El Big Bang es una teoría científica que respalda la creencia en Dios y las personas educadas siempre han sabido eso.

2- ATEOS Y EL UNIVERSO

El universo está formado de materia, varios filósofos griegos consideraban que la materia era eterna, que la materia siempre había existido, esos filósofos materialistas sostenían que el movimiento aleatorio de la materia había estructurado todo produciendo así un universo ordenado (cosmos) Julián Monge sobre la cosmovisión griega escribió:

«La filosofía materialista que nos viene desde la antigua Grecia, se basa en la idea de que el universo es eterno: siempre ha existido y siempre existirá» [6]

Siglos después los ateos europeos se arremangaron del materialismo griego para afirmar que la naturaleza es eterna, que la naturaleza es increada, un filósofo ateo francés conocido como el Marqués de Sade [7] dijo:

«No hay Dios, la naturaleza es suficiente para sí misma; de ninguna manera necesita de un autor» [8]

El Barón de Holbach fue un filósofo ateo franco-alemán [9] Holbach escribió un libro llamado «Sistema de la naturaleza» el cual fue considerado «La biblia atea» [10] Holbach también decía que la naturaleza y el universo eran eternos, él escribió:

«La naturaleza no es una obra. Existió siempre por sí misma… Elementos eternos, increados e imperecederos» [11]

Los ateos antes del siglo XX decían que el universo siempre había existido, que las estrellas siempre habían estado ahí brillando en los oscuros cielos, que el universo era inmóvil, fue así como los ateos promovieron un modelo acerca del universo el cual era increado, inmóvil y estático, siendo siempre como es, el físico Stephen Hawking [12] sobre esa creencia cosmológica escribió:

«Aunque podamos envejecer y morir el universo permanecía eterno e inmóvil» [13]

El filósofo y matemático Dembski señaló:

«Durante milenios, los ateos afirmaron que el universo es eterno, lo que significaría que es en gran medida estático y uniforme» [14]

Para los ateos de siglos anteriores las estrellas siempre habían existido eternamente, el universo era inmóvil, el universo siempre había sido como es, debido a que creían que el universo había existido por siempre.

3- LEMAîTRE Y EL BIG BANG

Albert Einstein fue un físico y matemático que desarrolló varias teorías importantísimas que permitieron el avance de la ciencia, de todas sus grandes hazañas, la más conocida son sus aportes acerca del espacio y la gravedad, Einstein tuvo una correcta comprensión del espacio-tiempo y sus ideas las plasmó en sus escritos acerca de la relatividad general. [15]

Pero Einstein tenía profundamente arraigada la idea popular en astronomía y física, la cual sostenía que el universo era estático, así que él introdujo algo conocido como «La constante cosmológica» para que la relatividad permitiera un universo estático, el físico Michiu Kaku escribió:

«En 1917 [Einstein] introdujo lo que se podría llamar un «factor de inconcreción» en sus ecuaciones, la «constante cosmológica». Este factor creaba una antigravedad repulsiva que se equilibraba con la fuerza atractiva de la gravedad. Esto convertiría el universo en estático… Einstein escogió el valor de la constante cosmológica exactamente para que contrarrestara la contracción debida a la gravedad, de manera que el universo fuera estático» [16]

Pero Einstein estaba equivocado, y un joven sacerdote se percató de ello.

Georges Lemaître fue una persona nacida en Bélgica, estudió física y matemáticas y en el año de 1920 recibió su doctorado, ese mismo año ingresó en el Seminario de Malinas. El 22 de septiembre de 1923 fue ordenado sacerdote. [17] Lemaître trabajó en la Universidad de Cambridge junto al prestigioso científico Arthur Stanley Eddington.

La relatividad general de Einstein en 1915, permitía estudiar el universo en su conjunto, el sacerdote Lemaître basado en la teoría de la relatividad se percató que el universo no podía ser estático, el universo tampoco se ha contraído juntando todas las galaxias entre sí, así que el universo debe estar en expansión, esto es una consecuencia directa de la relatividad general, Lemaitre escribió acerca de la expansión del universo [18] y más tarde el astrónomo Hubble mediante observación de galaxias que se alejan entre sí, llegó a comprobar que el universo evidentemente está en constante expansión. [19]

Einstein se dio cuenta de que había estado equivocado al defender un universo estático, Einstein admitió y dijo que la constante cosmológica era el mayor error de su vida. [20]

Lemaître basado en la evidencia científica, escribió para la revista Nature un artículo titulado «El comienzo del mundo desde el punto de vista de la teoría cuántica» [21] en el artículo señaló que todo el universo inició mediante un átomo primordial, todo estaba comprimido y explotó, luego el universo comenzó a expandirse constantemente.

Lemaître era un hombre de fe y ciencia, para él, esos dos caminos conducían a la verdad, en el año de 1933 el periódico The New York Times publicó un artículo titulado «LEMAITRE SIGUE DOS CAMINOS A LA VERDAD; El famoso físico, que también es un sacerdote, explica por qué no encuentra ningún conflicto entre la ciencia y la religión.» [22] Lemaître dijo:

«Yo me interesaba por la verdad desde el punto de vista de la salvación y desde el punto de vista de la certeza científica. Me parecía que los dos caminos conducen a la verdad, y decidí seguir ambos. Nada en mi vida profesional, ni en lo que he encontrado en la ciencia y en la religión, me ha inducido jamás a cambiar de opinión.»

4- ATEOS CONTRA LEMAîTRE

A los ateos de la época les cayó como un balde de agua fría las teorías científicas de Lemaître, Lemaître basado en la física, en observaciones, y en demás evidencias científicas, había demostrado que el universo material había tenido un inicio como lo enseñaba la doctrina bíblica de la «Creatio Ex Nihilo», doctrina que fue defendida tiempo atrás por el teólogo Tomás de Aquino.

Los ateos vieron repugnante como la ciencia respaldaba a la teología, así que los ateos se convirtieron en negacionistas de los hechos, el respetado Sir Fred Hoyle de la Universidad de Cambridge era un ateo, y por eso repudiaba la teoría de la explosión inicial, como O’Leary señala:

«El famoso astrónomo británico Sir Fred Hoyle… Odiaba la teoría. Como ateo, reconocía sus implicaciones teológicas y no le gustaban en absoluto» [23]

Hoyle se mofaba de la teoría de Lemaître, en una entrevista para la cadena de la BBC refiriéndose en burla a la gran explosión, la llamó el Big Bang. [24] ese nombre emitido de forma despectiva luego pasó a ser el nombre por el cual se conocería la teoría.

Como el Big Bang implicaba un inicio de todo lo físico y material, Eddington un científico contemporáneo de Lemaître mencionó:

«Filosóficamente, la noción de un inicio abrupto en el presente orden de la naturaleza me es repugnante. Me gustaría encontrar una escapatoria genuina» [25]

Hannes Alfvén fue un prestigioso físico de plasma que ganó un Premio Nobel de Física, Alfvén era un ateo y él rechazaba la teoría de Big Bang porque implicaba a un Creador, incluso Alfvén había escuchado a Lemaître decir que su teoría del Big Bang respaldaba la doctrina bíblica de la Creatio Ex Nihilo que había sido enseñada por el teólogo Tomás Aquino, Alfvén dijo:

«Estuve allí cuando el Abbe Lemaître propuso por primera vez esta teoría [del Big Bang]… No hay ninguna razón racional para dudar de que el universo haya existido indefinidamente, por un tiempo infinito… [El Big Bang] Es solo un mito que intenta decir cómo surgió el universo, ya sea hace cuatro mil o veinte mil millones de años» [26]

Alfvén dijo que él escuchó a Lemaître (que era, en ese momento, miembro de la jerarquía católica y un científico consumado) decir en privado que esa teoría era una forma de reconciliar la ciencia con el dictamen teológico de la Creatio Ex Nihilo de Santo Tomás de Aquino. [27]

Con el paso del tiempo se acumularon otros datos en respaldo de la teoría del Big Bang, los ateos, como es de esperar, actuaron como negacioncitas, el Big Bang era evidencia de un inicio del universo como decían los Creacionistas. Los ateos decían que el Big Bang era falso y hasta pronosticaban que la teoría iba a desaparecer de la ciencia.

El ateo John Maddox fue el editor de la revista llamada «Nature», la más prestigiosa revista científica, Maddox para la revista Nature escribió un artículo titulado «Abajo con el Big Bang» donde esperaba que en unos años aconteciera la caída del modelo del Big Bang, para él, el Big Bang iba a desaparecer en unas décadas.

Maddox escribió que el Big Bang era «completamente inaceptable» que implicaba «un origen del universo» y que los creacionistas teológicos encontraban una «amplia justificación para su credo creacionista en esa teoría» [28]

La revelación de Dios en las escrituras indica un inicio para el universo, la teoría del Big Bang demostraba que dicho inicio era cierto, por ese motivo los ateos rechazaban la teoría del Big Bang y la negaban, el portal científico de la PBS señala:

«De hecho, muchos creyentes religiosos contemporáneos ven el Big Bang como una confirmación de la noción cristiana de creación ex nihilo… Curiosamente, cuando se descubrió por primera vez la evidencia del Big Bang a fines de la década de 1920 (con el descubrimiento de Edwin Hubble de que el universo se estaba expandiendo), muchos científicos rechazaron la idea porque pensaban que olía a religión. Si el universo tuvo un comienzo, entonces debe haber tenido un creador. En ese momento, la opinión predominante era que el universo había existido en el mismo estado para siempre y que, por lo tanto, no tenía un comienzo» [29]

El científico americano Austin Hughes escribió:

«Aquí ha surgido una curiosa consistencia entre los hallazgos de la cosmología moderna y algunos entendimientos tradicionales de la creación del universo. Por ejemplo, los teístas han señalado que el modelo conocido como Big Bang tiene cierta coherencia con la noción judeocristiana de la creación ex nihilo, una consistencia no vista en otras cosmologías que postulaban un universo eternamente existente. (De hecho, cuando el astrónomo-sacerdote Lemaître postuló por primera vez la teoría, se encontró con tal escepticismo por los defensores de un universo eterno que el nombre «Big Bang» fue acuñado por sus oponentes, como un término de ridiculización)» [30]

5- EL BIG BANG NATURALISTA

Cuando las pruebas a favor del Big Bang se iban acumulando, los ateos sabían que ya no podían seguir negando el Big Bang, así que lo que hicieron fue presentar al Big Bang bajo la camisa del naturalismo filosófico.

El naturalismo filosófico sostiene que lo natural es la única realidad existente [31] los naturalistas filosóficos rechazan la existencia de lo no-natural y lo sobre-natural (Dios, el alma etc.) ellos solo aceptan la existencia del universo natural teniendo esto como base de su ateísmo.

El científico Gamow fue un cosmólogo que continuó la teoría del Big Bang, pero él era ateo [32] así que defendía el Big Bang desde su forma naturalista, según Gamow, procesos naturales dieron inicio al Big Bang. Desde entonces, los ateos tomaron la teoría de Lemaître que en realidad es evidencia para Dios, para negar que Dios existe, por ejemplo, gente como Hawking usaban el Big Bang contra la existencia de Dios.

Pero el Big Bang en su forma naturalista simplemente no sirve, toda la realidad natural está compuesto de energía-materia y de espacio-tiempo, pero todo ello no existía y tuvo inicio en el Big Bang, Paul Davies es un físico teórico, cosmólogo, astrobiólogo [33] de la Universidad de Arizona, Davies basado en toda la evidencia científica señaló:

«Según la física moderna, el Big Bang representaba el origen del espacio y el tiempo, así como de la materia y la energía» [34]

Carole Stott quien ha publicado más de veinte libros sobre astronomía, escribió:

«Según el modelo estándar de cosmología, el Universo —todo el espacio, el tiempo, la materia y la energía— tuvo un comienzo definido en un evento extraordinariamente dramático conocido como el Big Bang» [35]

Como podemos ver, antes del Big Bang no existía lo natural, así que no pudo ser una causa natural la que le dio inicio al universo por medio del Big Bang, debe haber una causa no-natural, pero los ateos no aceptan la existencia de las causas no-naturales fuera del universo, así que desde el ateísmo, lo único que resta es que el Big Bang proceda de la nada y sin causa (porque lo natural aun no existía) el filósofo agnóstico Anthony Kenny de la universidad de Oxford escribió:

«Según la teoría del Big Bang, toda la materia del universo comenzó en un momento particular en el pasado remoto. Un defensor de tal teoría, al menos si es ateo, debe creer que el universo vino de la nada y por nada» [36]

El Big Bang desde una postura atea es absurdo, porque es imposible, desde el ateísmo el Big Bang aconteció desde la nada sin una causa que haya hecho la transición desde el No-Ser al Ser, y eso es imposible.

La nada carece de propiedades, no tiene poder causal, está totalmente inhabilitada para por sí misma crear o generar algo, el Big Bang desde una posición naturalista simplemente no funciona, es peor que la magia, como bien lo dijo el filósofo Lane Craig:

«Afirmar que algo puede surgir de la nada es peor que la magia. Cuando un mago saca un conejo del sombrero, al menos tienes al mago, sin mencionar un sombrero; pero para negar la premisa uno, debes pensar que el universo entero acaba de aparecer en algún momento en el pasado sin razón alguna» [37]

6- UN EX-ATEO Y EL BIG BANG

Toda la evidencia científica apunta a un Creador fuera del universo, toda persona honesta intelectualmente reconocerá eso, de lo contrario, inventara cualquier sofisma con tal de negar ya sea el inicio del universo, o que el universo requiera una causa no-natural que le dio origen, el astrofísico Hugh Ross es de esas personas intelectualmente honestas que hizo caso a la máxima filosófica de «Seguir la evidencia hasta donde te lleve».

Hugh Ross es un astrofísico Canadiense, él obtuvo su licenciatura en Física por la Universidad de Columbia Británica [38] y obtuvo su doctorado en Astrofísica en la Universidad de Toronto [39] Ross era un ateo [40] pero el Big Bang por medio de la relatividad botó las escamas de sus ojos lo cual le permitió ver las evidencias que apuntan a la existencia del Creador, Ross dijo:

«Es esa teoría de la relatividad general la que predice que hay un comienzo para el universo… Yo no fui criado en un hogar cristiano… Con el Dios bíblico el universo no existe hasta que existe el espacio y el tiempo. Dios crea el espacio y el tiempo. Y así, como hombre joven, reconocí que gracias a los teoremas del espacio/tiempo, es el Dios de la Biblia quien creó el universo» [41]

Ross también se percató que lo que hoy enseña la cosmología del Big Bang, ya fue enseñado siglos atrás en la biblia, la biblia enseña cuatro cosas sobre el universo:

I.- La biblia dice que el universo tuvo un inicio [42] II.- También en Jeremías dice que los cielos se extienden [43] III.- También enseña que los cielos se rigen por leyes, en Jeremías dice que hay «Leyes de la luna y de las estrellas» [44] IV.- También la biblia enseña que el universo está en desgaste y degradación, pasa de más a menos, un Salmo dice «Los cielos son la obra de tus manos. Ellos perecerán, pero tú permaneces; y todos ellos como una vestidura se desgastarán, como vestido los mudarás, y serán cambiados» [45]

Por la cosmología del Big Bang sabemos lo mismo, el universo tuvo un inicio, los cielos se rigen por leyes físicas, los cielos se extienden por que el universo está en expansión continua, y sabemos que el universo se desgasta debido al aumento de entropía y un día llegara a su fin. El astrofísico Ross en el año 2000 escribió un artículo titulado «Big Bang: ¡La Biblia lo enseñó primero!» [46]

Tiempo después, en el año 2019 (19 años más tarde) Ross habló de ese antiguo artículo que él había escrito, Ross para el portal americano de noticias cristianas llamado Christian Post, dijo:

«La Biblia enseña todas las características fundamentales del modelo de creación del Big Bang, Las cuatro propiedades que enseña son:

A.- Un comienzo para el universo.
B.- Expansión del universo desde su comienzo.
C.- Leyes constantes de la física.
D.- Una ley de descomposición que impregna la totalidad del universo.

La noción de que la Biblia describe las cuatro características más importantes del modelo de creación del Big Bang es un poderoso argumento de apologética para la fe cristiana y para la inspiración divina y la inerrancia de la Biblia. Una de las razones es que, durante más de 2.500 años, la Biblia se mantuvo sola como el único libro que hizo tales afirmaciones sobre el universo. Ningún científico notó que el universo poseía tales características. No fue hasta 1925, el sacerdote y astrofísico Lemaître fue el primer científico en escribir sobre la expansión del universo desde un comienzo cósmico.

Además, la Biblia presagiando estas cuatro características fundamentales de la cosmología del Big Bang (miles de años antes de que cualquier astrónomo hubiera discernido que el universo poseía tales propiedades) establece el poder predictivo de la Biblia. La única explicación razonable para una demostración tan dramática del poder predictivo es que la Biblia fue inspirada por Aquel que creó el universo y controló su historia» [47]

7- CONCLUSIÓN

La biblia, escrituras santas por cuanto son inspiradas por Dios, dan detalles acerca del universo que Dios creó, la ciencia solo ha venido a demostrar que la biblia tenía razón.

La hipótesis del Big Bang brotó de los cálculos y la teorización de un cristiano (Lemaitre) y las observaciones demostraron que las hipótesis eran ciertas, así el Big Bang se elevó hasta lo alto y se consolidó como una teoría científica, esto hizo tambalearse a los ateos los cuales despreciaron el Big Bang y lucharon para negarlo.

Cuando los ateos vieron que la evidencia se acumulaba más y más en favor de ella, no les quedó más remedio que aceptar la teoría del Big Bang bajo la forma naturalista, pero dicha posición es insostenible, el Big Bang solo tiene sentido al depender de una Causa Creadora No-natural previa al universo (Dios)

Hoy la teoría Big Bang la cual explica de forma precisa el inicio y expansión del universo, es una prueba de un Creador supra-mundano, por eso muchos científicos ateos han reconocido al Creador gracias a la teoría del Big Bang, como ser el caso del físico Frank Tipler el cual abandonó el ateísmo y se convirtió en cristiano.

El periódico «Shreveeport Times» entrevistó a Tipler y la entrevista se publicó en un artículo titulado «Ex ateo dice Dios está detrás del Big Bang» en la entrevista el físico Tipler dijo:

«Hay un Dios allá afuera que creó todo lo que es» «Me di cuenta de que las leyes de la física no me daban más remedio que ser cristiano» [48]

 

Yoel Kesep 06/10/2020

Notas:

[1] Esa doctrina se enseñó desde el judaísmo (En el libro de Macabeos se enseña explícitamente) y fue ensañada por los cristianos primitivos (Tertuliano, Agustín etc.) es sostenida tanto por Católicos como por Protestantes.

[2] Sapientia – Volúmenes 58-59 – 2003 p. 499

[3] Danny Faulkner, The New Astronomy Book, 2014 p. 84

[4] Eduardo Riaza, La historia del comienzo, 2010 p. 7

[5] Ver: John C. Murphy, The Insufficiency of Naturalism

[6] Julián Munge, El ser humano en su entorno, 2007 p. 13

[7] El Marqués de Sade fue un ateo pervertido en gran manera, fue un escritor de mucha literatura donde promovía corrupciones sexuales, a Sade le gustaba infligir dolor en los demás para obtener placer, por eso a la perversión sexual de producir dolor en los demás en busca del placer propio se le llamó sadismo, ver:

https://www.lavanguardia.com/historiayvida/edad-moderna/20190812/47311742697/las-perversiones-del-marques-de-sade.html

[8] Marqués de Sade citado en: Memorable Quotations: French Writers of the Past, 2000 p. 149

[9] Para más información ver la biografía de Holbach:

https://www.biografiasyvidas.com/biografia/h/holbach.htm

[10] Rogelio Blanco Martínez, La Ilustración en Europa y en España, 1999 p. 97

[11] Holbach, Sistema de la naturaleza, Parte II capítulo V p. 159

[12] Para una crítica a Hawking, ver:

https://protestantedigital.com/print/14370/La_insensatez_del_ateismo_de_Stephen_Hawking

[13] Stephen Hawking, Historia del tiempo: del big bang a los agujeros negros, Edición 2013 p. 23

[14] William Dembski, Understanding intelligent design, 2008 p. 167

[15] Para una excelente introducción a la relatividad ver el artículo de John D. Norton para la Universidad de Pittsburgh:

https://www.pitt.edu/~jdnorton/teaching/HPS_0410/chapters/general_relativity/

[16] Michio Kaku, El universo de Einstein: cómo la visión de Albert Einstein transformó nuestro entendimiento del espacio y tiempo, 2004 p. 105

[17] Ver el artículo titulado: Cura y Científico:

https://www.religionenlibertad.com/blog/48198/cura-y-cientifico.html

[18] Saúl Ramos Sánchez, Relatividad para futuros físicos, 2018 p. 10

[19] Ibíd.

[20] Michio Kaku, Ibíd. p. 108

[21] Lemaître, The Beginning of the World from the Point of View of Quantum Theory, Nature 9 May 1931 (3210): 706

[22] https://www.nytimes.com/1933/02/19/archives/lemaitre-follows-two-paths-to-truth-the-famous-physicist-who-is.html

[23] Denyse O’Leary, ¿Por Diseño o por Azar? El origen de la vida en el universo, 2011 p. 30

[24] Mark Kidger, Cosmological Enigmas: Pulsars, Quasars, and Other Deep-Space Questions, 2007 p. 157

[25] Eddington citado en: The Oxford Handbook of the History of Modern Cosmology, 2019 p. 108

[26] Alfvén citado en: The World & I. – Volumen 3, Números 5-6 – 1988 p. 196

[27] Ver: A quotation by Hannes Alfvén, en el portal web de University St Andrews:

http://mathshistory.st-andrews.ac.uk/Quotations/Alfven.html

[28] John Maddox, Down with the Big Bang, Nature, 340 (6233): 425. 1989

[29] https://www.pbs.org/faithandreason/intro/cosmo-frame.html

[30] Austin L. Hughes, The Folly of Scientism, The New Atlantis, A Journal of Technology & Society, 2012 pp. 32-50

[31] https://dle.rae.es/naturalismo

[32] Grote Reber, The Big Bang Is Bunk, 21st Century Science Associates, p. 44

[33] https://physics.asu.edu/content/paul-davies

[34] Paul Davies, Science, God and the Laws of the Universe, ABC Radio 24 Hours, August de 1992, p. 36-39

[35] Carole Stott, Space: From Earth to the Edge of the Universe, 2010 p. 310

[36] Anthony Kenny, The Five Ways: St. Thomas Aquinas’ Proofs of God’s Existence, 1969 p. 66

[37] William Lane Craig, On Guard for Students: A Thinker’s Guide to the Christian Faith, 2015 p. 49

[38] http://www.reasons.org/about/who-we-are/hugh-ross

[39] http://www.astro.utoronto.ca/theses/theses30-96.html

[40] Theology, Philosophy, and Science. 2014. Atheist Scientist Becomes Christian After Researching Evidence for God:

https://www.youtube.com/watch?v=dsbj7EN1Uzs

[41] Hugh Ross citado en: Paul Strand, Cómo Einstein ayudó a demostrar que Dios es el creador, CBN News, 20 August 2017

[42] Hebreos 11:3

[43] Jeremías 10:12

[44] Jeremías 31:35

[45] Salmos 102: 25-26

[46] Hugh Ross, Big Bang—The Bible Taught It First!

https://reasons.org/explore/publications/facts-for-faith/read/facts-for-faith/2000/07/01/big-bang-the-bible-taught-it-first!

[47] Hugh Ross, Does the Bible teach Big Bang cosmology? Christian Post, 02 October 2019

[48] Ex ateo dice Dios está detrás del Big Bang, Shreveeport Times, 18 de noviembre de 2014

Comments are closed.